• Viajes y Viajeros

    • Los pasaportes de artistas célebres nos recuerdan, más allá de la anécdota biográfica, que viajes y creatividad forman una de las relaciones más íntimas y provechosas para la expresión de nuestra subjetividad.

    El viaje como estímulo de la creatividad: pasaportes de artistas célebres / 

    El viaje es apenas un movimiento de la imaginación. El viaje es reconocer, reconocerse, es la pérdida de la niñez y la admisión de la madurez.

    José Lezama Lima

    Lo viajes y la creatividad se encuentran profundamente asociados, si bien no siempre de la misma manera, quizá sí de manera constante por el movimiento que ambos implican y que acaso se complementan: tanto para viajar como para emprender una obra creativa es necesario tomar la decisión de salir, la disposición de cambiar de aires y perspectivas, de modificar así sea mínimamente eso que somos en el lugar donde habitualmente nos encontramos.

    Quizá por ello, desde tiempos remotos, artistas, escritoras, poetas, filósofos y otros representantes de la inquietud creativa han sido también grandes viajeros, efectiva o imaginariamente, yendo de un lado a otro del planeta o realizando apenas un puñado de travesías pero aprovechándolas tanto que se convirtieran en motivos de su quehacer, pretextos para mostrar que tanto el mundo interior como el exterior son más ricos y amplios de lo que a veces parecen.

    Alexandra David-Néel en el Tíbet, Roland Barthes en China, Laurence Sterne y su viaje sentimental, e incluso el Voyage autour de ma chambre de Xavier de Maistre son apenas algunos de los muchos ejemplos que podrían invocarse para dar cuenta de ese requisito al parecer imprescindible para crear: salir, por un momento, de sí mismo.

    Recientemente el sitio Open Culture publicó una colección de pasaportes de personajes célebres por su intensa actividad artística, de Virginia Woolf a Ella Fitzgerald, pasando por John Lennon y James Joyce.

    Más allá de su valor anecdótico y quizá incluso fetichista, los documentos nos sirven para recordar que los viajes son también uno de los estímulos más importantes y efectivos para mantener despierto y agitado nuestro asombro por el mundo (y permitir que esto devenga después en consecuencias imprevisibles para las formas en que ejercemos nuestra presencia en esta realidad).

    Tagged: viajes, creatividad, pasaportes famosos