• Destinos Inspiradores

    • En Inglaterra hay un bosque donde se cruza la vegetación como en las más tupidas selvas, en una estética mezclada entre serpientes de madera y rústicos caminos construidos por los romanos.

    Puzzelwood: el bosque de musgo atravesado con artesanales caminos romanos / 

    En la historia inglesa, el Bosque de Puzzelwood, ubicado en la zona de Dean, ha permanecido inmerso en leyendas de abundantes tesoros escondidos entre los cientos de cuevas del lugar. En el sitio hay vestigios de la presencia romana, como senderos de piedra, implementados en el lugar para facilitar la extracción de hierro de sus numerosas y enigmáticas cuevas.

    Puzzelwood es un lugar peculiar, un bosque frío, lleno de piedra, musgo y centenarios árboles que invaden con sus delgadas ramas las laderas –como si se trataran de serpientes que envuelven el lugar con orgánico arte. El sitio es mapeado con caminos de piedra, que permean el lugar de un folklórico y artesanal misticismo, como si fuesen parte natural del entorno.

    En 1848 fueron  encontradas en el bosque más de tres mil monedas romanas de hierro y desde entonces las leyendas sobre sus tesoros escondidos son numerosas –este metal permea la atmósfera del sitio. También se expanden puentes que recuerdan a los cuentos de la literatura clásica, así como estructuras de palos de sauce que son parte de un proyecto de arte contemporáneo, The Willow Bank, y las cuales remiten a los patrones celtas.

    El lugar puede recorrerse en dos horas y medias, pero parte de la magia de este bosque es la contemplación de tanta vida reunida en sus rincones, con ese toque de misterio y posibilidades que irradia la mezcla de neblina y musgo. Fácilmente se podría pasar ahí días enteros descubriendo los micro mundos que integran el bosque, inmersos en una aventura sensorial que raya en alucinante inspiración.

    Tagged: Puzzlewood, bosques, viajes y viajeros