• Agentes de Cambio

    • Hasta hace pocos años el uso de las tecnologías en los salones de clase era reducida, hoy herramientas como skype conectan en tiempo real a grupos de clase de todo el mundo para que se conozcan e identifiquen.

    Skype como generoso aliado de la educación / 

    Ante una realidad en la que al exterior de las clases, los niños encuentran infinitos insumos informativos en distintos y atractivos formatos –desde videos, videojuegos, la televisión, el cine, el internet, los teléfonos móviles, etc–, la innovación en cuanto a herramientas didácticas es esencial para captar la atención de los niños. Y en este contexto ¿qué atractivo podría tener un adulto parlante impartiendo clase al frente de un aula?

    Resulta imposible aspirar a que infantes se concentren mientras se carezca de estrategias inteligentes para estimular su aprendizaje. Es un hecho que las dinámicas de enseñanza compiten constantemente con una de “sobre carga” informativa. En este sentido es imprescindible que tanto los planes educativos como los profesores y las herramientas didácticas, evolucionen paralelamente a las tendencias extra-educativas, para que así los niños logren “conectarse” con el aprender.

    Hoy, los sistemas educativos no solo tienen que enseñar, también deben imaginar cómo seguir siendo útiles y funcionales, en una época en la que el auto aprendizaje es más accesible que nunca. El sistema de comunicación múltiple, Skype, ha revolucionado en los últimos años la forma en que los alumnos viven su experiencia en el aula. Dinámicas como conexiones simultáneas con grupos de clase de otros lugares del mundo, charlas con personajes interesantes o protagonistas del tema que estudian, y conferencias con preguntas y respuestas en tiempo real, han sido elementos adicionales que recientemente se van incorporando a las convencionales dinámicas de enseñanza.

    Afortunadamente Skype se ha posicionado como una herramienta sencilla, accesible, popular, e incluyente, no solo para la vida cotidiana de la era digital, para socializar y ‘estar conectado’, pero también para incentivar nuevas formas de impartir la educación. Un instrumento que demuestra cabalmente que, a pesar de lo que muchos creen, las nuevas tecnologías y la educación no solo no son excluyentes, sino que debieran mantener una relación de beneficio mutuo.  

    Tagged: Skype, redes sociales, educación, Agentes de Cambio